Realización de Justicia en Brasil por delitos graves de Derechos Humanos
El Centro por la Justicia y los Derechos Humanos (CEJIL), ha informado a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre los obstáculos legales que ha impedido la realización de justicia por los crímenes cometidos por la dictadura de Brasil. La persecución penal de los crímenes del pasado cometidos por agentes públicos y privados, civiles y militares, involucrados en la violencia contra los ciudadanos, no deja de encontrarse con barreras en el proceso judicial de Brasil.
Publicación: 31.Octubre.2014

Washington, D.C. 31 de Octubre.- El Centro por la Justicia y los Derechos Humanos (CEJIL), informó esta mañana a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre los obstáculos legales que ha impedido la realización de justicia por los crímenes cometidos por la dictadura de Brasil.

La persecución penal de los crímenes del pasado cometidos por agentes públicos y privados, civiles y militares, involucrados en la violencia contra los ciudadanos, no deja de encontrarse con barreras en el proceso judicial de Brasil.

Tras pronunciarse la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos en el Caso Gomes Lund y otros vs. Brasil, los fiscales federales llevaron a cabo cerca de 200 investigaciones criminales e individualizadas presentado 10 casos penales, de las cuales sólo una avanzó hasta llegar a la etapa de la audiencia de los testigos donde se encuentra en la actualidad.

CEJIL enfatizó ante la Comisión Interamericana que para el Estado brasileño la realización de justicia en los casos de la dictadura militar fortalece la democracia del país. La responsabilidad de los implicados en los crímenes de la dictadura, es un elemento fundamental para reprimir la reincidencia de golpes de Estado y el derrumbamiento de gobiernos democráticamente elegidos, ya sea en el pasado o en cualquier momento en la historia.

Sin embargo, los miembros del Poder Judicial brasileño aplican la Ley de Amnistía extendida a actores directos involucrados en la violencia vivida en el país así como también usan el instituto jurídico de la prescripción, siendo ambas acciones consideradas obstáculos legales para la persecución penal de los crímenes de la dictadura.

CEJIL presentó estas circunstancias ante miembros del estado brasileño y la Comisión, contando con la participación del Fiscal Federal Marlon Weichert, experto en justicia transicional.