Organizaciones de sociedad civil exigen cese a la detención arbitraria de defensores de DD.HH en Venezuela
Organizaciones venezolanas e internacionales de sociedad civil reiteran sus denuncias de la detención arbitraria de Gregory Hinds y Geraldine Chacón, defensores de derechos humanos enfocados en la educación en comunidades vulnerables en Venezuela.
Publicación: 18.Mayo.2018

Washington, D.C. 18 de mayo, 2018.- Organizaciones venezolanas e internacionales de sociedad civil reiteramos nuestras denuncias por la detención arbitraria de Gregory Hinds y Geraldine Chacón, defensores de derechos humanos enfocados en la educación de comunidades vulnerables en Venezuela.

El 31 de enero y el 01 de febrero de 2018, Gregory y Geraldine fueron detenidos y trasladados por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN) bajo pretensiones falsas, sin ninguna orden judicial o evidencia alguna de que hayan cometido algún delito.

Desde entonces, ambos han permanecido encarcelados en el centro de detención del Helicoide, sin recibir asistencia jurídica o vistas por parte de sus familiares. Asimismo, en los 104 días desde que fueron retenidos, se ha reportado que las condiciones de encarcelamiento de ambos defensores son sumamente precarias y preocupantes, sin condiciones adecuadas para garantizar su salud e integridad física. En el caso de Gregory, se le ha restringido el acceso al agua potable y ha sido retenido en celdas sin ventilación y acceso a luz natural.

Desafortunadamente, la situación que atraviesan Gregory y Geraldine representa parte de un patrón de detención arbitraria, plasmada en una política de represión en contra de activistas y líderes sociales, y defensores de derechos humanos violatoria al derecho de la libertad de asociación, de pensamiento, de expresión, al respeto al debido proceso y al derecho a la defensa.

Ante las inminentes elecciones del 20 de mayo, el Estado venezolano deberá garantizar el órden y la seguridad de sus ciudadanos y ciudadanas circulando en todos los ámbitos e instituciones del país, particularmente en aquellos espacios de reclusión de presos políticos y de protesta social que se mantienen a la encrucijada de intereses políticos.

Por ello, el Comité de Familiares de las Victimas de los Sucesos de Febrero y Marzo de 1989 (COFAVIC),Espacio Público, Acción Solidaria, Centro de Derechos Humanos de la Universidad Católica Andres Bello, Centro de Derechos Humanos de la Universidad Central de Venezuela, Vicaria de Derechos Humanos de la Arquidiocesis de Caracas;  el Centro de Derechos Humanos de la Universidad Metropolitana (UNIMET) y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) solicitarán a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos medidas cautelares exigiéndole al Estado venezolano:

  1. Se garantice la vida e integridad física de Geraldine Chacón y Gregory Hinds, y se cumpla de manera inmediata con la orden de excarcelación judicial que requiere su liberación;
  2. Se garanticen su derecho defensa a través de una libre comunicación con sus abogados y familiares.
  3. La investigación y sanción de los responsables de la detención arbitraria y subsecuentes torturas, tratos crueles, inhumanos y degradantes sufridos por Geraldine y Gregory.

Finalmente, exhortamos al Estado venezolano a respetar plenamente la libertad de expresión, con miras a asegurar la protección y promoción de los derechos humanos de todos y todas, sin discriminación.  #LiberenaGeraldineyGregory #GregYGeral