Organizaciones internacionales indican su preocupación por solicitud de asilo interpuesta a Uruguay por ex mandatario peruano
Ante la solicitud de asilo presentada por el ex presidente del Perú, Alan García al gobierno de Uruguay, WOLA y CEJIL expresamos nuestra preocupación por el uso de esta protección internacional como una táctica para eludir la justicia por su presunto involucramiento en actos de corrupción.
Publicación: 20.Noviembre.2018

Washington, D.C. 20 de noviembre, 2018.- Ante la solicitud de asilo presentada por el ex presidente del Perú, Alan García al gobierno de Uruguay, la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA, por sus siglas en inglés) y el Centro de Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL, por sus siglas en inglés), expresamos nuestra preocupación por el uso de esta protección internacional como una táctica para eludir la justicia por su presunto involucramiento en actos de corrupción.

Como organizaciones de derechos humanos, reconocemos que es fundamental garantizar el derecho de toda persona a solicitar el asilo político. Asimismo, aplaudimos la trayectoria de Uruguay de asumir con seriedad su compromiso internacional de contemplar cuidadosamente las solicitudes de asilo político. Sobre todo en momentos en los cuales el derecho a solicitar asilo ha sido fuertemente cuestionado a nivel internacional.

Sin embargo, es de suma importancia que no se permita la desnaturalización del derecho al asilo político, particularmente por aquellas personas que han sido sometidas a una investigación justificada por actos de corrupción por autoridades competentes en el Perú. En el caso del ex presidente Alan García, el Poder Judicial impuso un impedimento de salida del país por 18 meses mientras era investigado por su posible involucramiento en lavado de activos y colusión. Cabe notar que García actualmente reside en el exterior.

“La corrupción se encuentra presente en todos los Estados de la región, debilitando las democracias y acentuando la desigualdad, sin la limitante de fronteras nacionales. Ante este fenómeno, es importante enviar un mensaje multilateral  unificado que ningún mandatario o ex mandatario de Estado está por encima de la ley si se enfrenta una investigación por corrupción”, señaló Viviana Krsticevic, Directora Ejecutiva de CEJIL

“El Perú es un país democrático donde impera el estado de derecho,” afirma Jo-Marie Burt, Asesora Principal de WOLA. “Afirmar, como lo ha hecho el ex presidente García, que el Ministerio Público y Poder Judicial están siendo utilizado para perseguirlo políticamente carece de toda seriedad. Más bien, con esta solicitud de asilo, Alan García está buscando obstruir la justicia.”

Desde WOLA y CEJIL hacemos un llamado al Estado uruguayo a que analice detenidamente la solicitud de asilo adelantada por el ex presidente García, asegurando que dicho proceso no nutra la impunidad ante posibles acciones ilícitas.

Indicamos que cualquier persona que solicite protección internacional debe recibir un trato sin discriminación alguna, con garantías al debido proceso, y que culmine con una decisión motivada y razonada. El caso del Sr. García no es la excepción.

“Sin embargo, no podrán empañar las acciones que la justicia peruana debe llevar a cabo en la lucha contra la corrupción y el combate contra la impunidad, por este y cualquier otro tipo de delitos en los que una persona pudiera estar involucrada, situación que deberá ser probada ante las autoridades judiciales competentes,” precisó Jo-Marie Burt de WOLA.