Negligencias judiciales internas del caso Hermanos Landaeta Mejías Vs. Venezuela quedan en evidencia ante la Corte IDH
San José, jueves 6 de febrero del 2014. Este jueves concluyó la audiencia pública del caso Hermanos Landaeta Mejías Vs. Venezuela ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), en la que el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), la Comisión de Derechos Humanos de Justicia y Paz del Estado Aragua  y la Vicaría Episcopal de Derechos Humanos de Caracas pidieron que se establezca la responsabilidad internacional del Estado de Venezuela por las ejecuciones extrajudiciales de Igmar Alexander y Eduardo José Landaeta.
Publicación: 06.Febrero.2014

San José, jueves 6 de febrero del 2014. Este jueves concluyó la audiencia pública del caso Hermanos Landaeta Mejías Vs. Venezuela ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), en la que el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), la Comisión de Derechos Humanos de Justicia y Paz del Estado Aragua  y la Vicaría Episcopal de Derechos Humanos de Caracas pidieron que se establezca la responsabilidad internacional del Estado de Venezuela por las ejecuciones extrajudiciales de Igmar Alexander y Eduardo José Landaeta.

Los hermanos Landaeta, uno de ellos menor de edad al momento de su muerte,  fueron ejecutados extrajudicialmente en 1996, con una diferencia de un mes, en dos episodios en los que participaron agentes de la policía del Estado de Aragua.

Previo a dichos episodios la familia fue amenazada y acosada por agentes de seguridad del Estado. Posteriormente hubo un proceso judicial plagado de retardos injustificados y negligencias, por lo que ambas ejecuciones permanecen impunes 17 años después.

La Comisionada y Relatora sobre los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Rosa María Ortíz,  puntualizó al inicio de la audiencia que esta no es la primera vez que la Corte IDH está llamada a conocer un caso que tiene que ver con esta situación en Venezuela. En efecto la Corte dictó sentencias en el Caso de la Familia Barrios y el Caso de los hermanos Uzcátegui en los últimos años, ambos litigados por CEJIL, en conjunto con la organización COFAVIC.

“La fiscal encargada de la causa por la muerte del niño Eduardo José Landaeta, reconoció en audiencia las negligencias que han ocurrido en  el proceso interno. Ante ello, las organizaciones defensoras de las víctimas solicitamos a la Corte IDH que ordene se retomen las investigaciones en el menor tiempo posible”, enfatizó Francisco Quintana, Director del Programa para la Región Andina, Norteamérica y el Caribe de CEJIL.

Por su parte, Luis Aguilera, de la Comisión de Derechos Humanos  de Justicia y Paz del Estado Aragua, afirmó que “después de 17 años de ocurridos los hechos, finalmente el señor Ignacio Landaeta fue escuchado por un Tribunal independiente en su búsqueda por la justicia y verdad en el caso de sus hijos. Pero esto no se detiene aquí, el señor Landaeta continuará la lucha ante los tribunales venezolanos”.

Las organizaciones peticionarias solicitamos a la Corte Interamericana que se haga justicia, se otorgue una reparación integral a las víctimas y se realicen las investigaciones necesarias que contribuirán a evitar que este tipo de situaciones se repitan tanto en el estado de Aragua como en otras partes de Venezuela.

Contacto de prensa:

Daniela Araya

+506 22807473

daraya@cejil.org