Estado Ecuatoriano realiza acto de disculpas públicas sin acuerdo de Sarayaku
Sarayaku, Quito y Washington D.C, 25 de noviembre de 2013. El Pueblo Originario Kichwa de Sarayaku, y sus representantes, el abogado Mario Melo y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), expresan su rechazo frente al acto unilateral de disculpas públicas realizado el 14 de noviembre de 2013, a través de un video difundido en cadena nacional por el ex Ministro de Justicia, Derechos Humanos y Cultos del Ecuador, Lenin Lara Rivadeneira. Por la modalidad y contenido del acto, el mismo no cumple con su finalidad reparadora, e incurre en imprecisiones y afirmaciones que generan el efecto contrario. 
Publicación: 25.Noviembre.2013

Sarayaku, Quito y Washington D.C, 25 de noviembre de 2013. El Pueblo Originario Kichwa de Sarayaku, y sus representantes, el abogado Mario Melo y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), expresan su rechazo frente al acto unilateral de disculpas públicas realizado el 14 de noviembre de 2013, a través de un video difundido en cadena nacional por el ex Ministro de Justicia, Derechos Humanos y Cultos del Ecuador, Lenin Lara Rivadeneira.

Por la modalidad y contenido del acto, el mismo no cumple con su finalidad reparadora, e incurre en imprecisiones y afirmaciones que generan el efecto contrario.

De acuerdo con la Sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos de 27 de junio de 2012, el Estado debía realizar un acto público de reconocimiento de responsabilidad por las violaciones en perjuicio de Sarayaku. El Tribunal dispuso que el lugar y modalidades del acto debían ser consultados y acordados previamente con el Pueblo, realizado en una ceremonia pública, con la presencia de altas autoridades del Estado y de los miembros del Pueblo, en idiomas kichwa y castellano y ser ampliamente difundido en los medios de comunicación. En otros casos relativos a pueblos indígenas, la Corte ha reiterado que el acto debe “tomar en cuenta las tradiciones y costumbres de los miembros de la Comunidad”.

Desde la emisión de la Sentencia, Sarayaku solicitó al Estado que el Presidente Correa, junto con otras altas autoridades de gobierno, fuera a su territorio para realizar el acto de reconocimiento, ya que esa sería la modalidad más reparadora.

Ante la negativa del Presidente, y dada la falta de acuerdo entre las partes, la Corte Interamericana solicitó a las partes el 5 de septiembre de 2013, “realizar sus mejores esfuerzos para alcanzar, a la brevedad y de buena fe, un acuerdo sobre los términos y modalidades del acto de reconocimiento de responsabilidad”.

El Ministerio de Justicia envió un oficio a Sarayaku el 30 de octubre de 2013, informando que estaba gestionando la “transmisión” de las disculpas públicas, sin embargo el Pueblo no puedo responder por problemas de internet en el territorio y por falta de tiempo para debatir la propuesta con su Consejo de Gobierno, de acuerdo a su organización interna.

A pesar de lo anterior, el ex Ministro de Justicia emitió el 14 de noviembre un video de manera unilateral, no consensuada con Sarayaku, presentando las disculpas públicas. El mismo señala que el acto se realiza “ante la negativa del Pueblo de Sarayaku de coordinar las disculpas públicas en su territorio”. Además, traslada la responsabilidad estatal a gobiernos anteriores, y señala que “varios periodistas y líderes indígenas manipulan y politizan los hechos con el claro objetivo de engañar a la opinión pública e imputar al gobierno actual la responsabilidad de la vulneración de sus derechos”.

En ese sentido, la Corte Interamericana imputó al Estado ecuatoriano responsabilidad internacional por violaciones a los derechos a la propiedad, cultura, vida e integridad personal de Sarayaku, además de su derecho de acceso a la justicia. Al respecto, la Corte no distinguió el gobierno responsable de las violaciones, dado que de acuerdo al derecho internacional es el Estado, en su conjunto, el responsable por violaciones a los derechos humanos contrarias a sus obligaciones internacionales.

En el presente caso, si bien las violaciones se originaron a partir del 1996, las mismas no fueron subsanadas por gobiernos posteriores. En ese sentido, la Comisión Interamericana emitió un informe de fondo el 18 de diciembre de 2009, bajo el gobierno del Presidente Correa, determinando que Ecuador era responsable por las violaciones en perjuicio de Sarayaku, y dictando una serie de reparaciones, que no fueron cumplidas por el Estado, por lo que el caso llegó a conocimiento de la Corte Interamericana.

De manera adicional, el ex Ministro Lara incurre en error al afirmar que el Estado integró $1,400.000 al Fondo de Asistencia Legal de la Corte Interamericana y a CEJIL, en concepto de costas y gastos. Según lo decretado por la Corte, el Estado debía integrar al citado Fondo la cantidad de $6,344.62, y a CEJIL la cantidad de $18,000, la cual fue recibida por dicha organización el 19 de octubre de 2012.

Finalmente, hasta la fecha el Estado no ha cumplido con los compromisos asumidos en una reunión conjunta el 1 de agosto de 2013, y no ha avanzado en el retiro de los explosivos del territorio de Sarayaku. Hasta la fecha, el Estado tan sólo ha extraído unos 17 kgs de los 150 kgs de pentolita superficial, y no ha extraído nada en relación a los 1433 kgs aún enterrados en el territorio.

Finalmente, el Estado no ha tomado acción alguna para regular el derecho a la consulta previa, libre e informada de acuerdo con los estándares internacionales, como dispone la Sentencia. La Corte ordenó que esa medida sea cumplida en un plazo razonable. Un año y cuatro meses más tarde, el Estado no ha hecho ningún esfuerzo por definir un nuevo marco jurídico nacional para el ejercicio de la consulta previa. Ello pese a que en ese lapso ha convocado una nueva ronda de licitaciones petroleras que afecta a siete nacionalidades indígenas de la Amazonía ecuatoriana, incluyendo la nacionalidad Kichwa a la que pertenece Sarayaku. Este incumplimiento provoca un severo riesgo de que las violaciones de derechos humanos que provocaron la condena al Estado del Ecuador se vuelvan a repetir.

Ver acto de disculpas públicas:

http://www.youtube.com/watch?v=JX9icQcjJ28