CEJIL abordará situación de DD.HH de pueblos indígenas en Colombia, personas migrantes venezolanas durante #CIDHAudiencias
Publicación: 01.Mayo.2018

Washington D.C., Jueves 3 de marzo del 2018.- El Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), en conjunto con organizaciones aliadas, participará en dos audiencias temáticas ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) durante su 168° período de sesiones en Santo Domingo, República Dominicana.

Conoce cuales serán las audiencias aquí. Para seguir en vivo, sigue el webcast a través de la página de la CIDH.

  • Situación de derechos humanos de los pueblos indígenas en el contexto de los Acuerdos de Paz en Colombia

    Jueves 10 de mayo / 9.00 a 10:00 AM

    Se calcula que en Colombia existen 102 pueblos indígenas, de acuerdo a cifras identificadas por distintas organizaciones y entidades que trabajan con estos grupos. Según la Corte Constitucional Colombiana, 36 se encuentran en riesgo de extinción por actos derivados el conflicto armado interno, entre ellos el desplazamiento forzado y la imposición de megaproyectos; adicionalmente los Pueblos y Organizaciones Indígenas del nivel nacional han determinado que otros 31 pueblos afrontan un proceso de inminente exterminio entre otras causas por su fragilidad demográfica. La sumatoria de estas cifras dan cuenta de un total de 67 Pueblos Indígenas en riesgo de desaparición, entre ellos los Siona, Emberá, Nukak, Maku y otros.

    Bajo ese contexto, el Estado colombiano ha adoptado medidas jurídicas para salvaguardar los derechos de los pueblos indígenas. Primero, a través del Auto 004, la Corte declaró inconstitucional el desplazamiento forzado d34 pueblos  en riesgo de extinción que estarían afectados de forma diferencial por esta táctica al igual que por la presencia de cultivos ilícitos, conflictos territoriales y megaproyectos (hidrocarburos, carreteras); y dispone, entre otras medidas, la creación de un  Programa de Garantía de los Derechos de los Pueblos Indígenas Afectados por el Conflicto Armado y el Desplazamiento Forzado y Planes de Salvaguarda Étnica para cada pueblo. Segundo, se impulsó el Decreto Ley 4633 de 2011 que busca salvaguardar los derechos de los Pueblos Indígenas de Colombia, contemplando el otorgamiento de reparaciones bajo una perspectiva integral con dimensión colectiva, de acuerdo a perspectivas étnicas e históricas. Sin embargo, la ausencia de voluntad política y presupuestal ha imposibilitado, retrasado y re victimizado a las personas y pueblos que buscan su implementación con las garantías que la norma misma contempla. Varias organizaciones y pueblos han denunciado insistentemente las injerencias por parte proyectos extractivos. Desafortunadamente, no han obtenido respuestas efectivas por parte del Estado.  Se espera que al presentar esta temática ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, las organizaciones peticionarias puedan presentar un informe sobre la situación de precariedad de estos 67 pueblos indígenas en riesgo de desaparición y se pueda abrir un espacio de diálogo con el Estado Colombiano. Más Información.

  • Situación de derechos humanos de personas venezolanas en el contexto de la movilidad humana en las Américas

    Viernes 11 de mayo / 11.30 a 12:30 PM

    Algunos cálculos señalan que más de 1.2 millones de personas venezolanas han emigrado de Venezuela en los últimos dos años. Para enero de 2018, de acuerdo con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), 133,574 personas venezolanas habían solicitado asilo, y 350,861 buscaron formas alternativas para su estadía a lo largo del continente americano y España. Tan solo en 2017, el número de solicitudes de asilo había alcanzado las 80.000. Esta salida resalta la crisis política y económica que ocurre dentro del país. Ante esta situación, los países de América Latina tendrán que garantizar los más altos estándares de protección en materia de derechos de migrantes, refugiados y solicitantes de asilo, al igual que derechos económicos, sociales, culturales y ambientales.

    Durante la audiencia las organizaciones peticionarias visibilizarán el aumento del abandono del país por parte de las personas venezolanas y con ello, ilustrar a la CIDH sobre la imperiosa necesidad de que se aúnen todos los esfuerzos para asegurar que los países de la región no solo comprendan la gravedad de la situación en el país de origen, sino la importancia de que respeten y protejan los derechos de las personas venezolanas que se encuentren en su territorio. Más información.