Se debe actuar ya para preservar los derechos humanos y restablecer la democracia en Honduras

Misión internacional sobre derechos humanos a Honduras
01-01-09

Tegucigalpa

Es lamentable que la intransigencia del gobierno de facto dificulte la labor de mediación del presidente de Costa Rica, Óscar Arias, para lograr acuerdos que permitan superar la crisis institucional provocada por el golpe de estado en Honduras. En estas circunstancias, se agrava la ya deteriorada situación de derechos humanos y crece la preocupación por la inestabilidad democrática.

Las organizaciones y redes de derechos humanos que integramos esta misión instamos a la Organización de Estados Americanos (OEA), la Organización de Naciones Unidas (ONU) y la Unión Europea (UE) a adoptar medidas eficaces que aseguren la protección de los derechos humanos, como premisa urgente y necesaria para restituir el orden constitucional y asegurar la plena vigencia del Estado de Derecho.

Estas medidas deben estar orientadas a asegurar los derechos fundamentales a la vida, la libertad, la integridad personal, la libre expresión y la libertad de circulación, dado que en el comienzo de esta misión hemos recibido preocupantes y serias denuncias sobre graves violaciones a los derechos humanos de la población y sobre la ausencia de garantías para la labor de las organizaciones que defienden los derechos humanos.

Es urgente cortar todo tipo de cooperación internacional, vínculos comerciales y apoyo financiero con las instituciones golpistas y los sectores económicos que los apoyan. De igual manera, asegurar la aplicación de la resolución de la OEA para preservar la Carta Democrática Interamericana y enviar señales claras de condena a quienes promueven la violencia, con el fin de de evitar una guerra civil.

En este marco, por parte de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos urge la aprobación de las solicitudes de medidas cautelares que todavía están pendientes y su pronta visita al país. A su vez, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas debe actuar de manera urgente en esta dirección y la Corte Penal Internacional debe adoptar las medidas preventivas que sean necesarias. Los Estados miembros de la UE y la delegación de la Comisión Europea en Honduras deben aplicar sus directrices sobre los defensores de derechos humanos, que actualmente ejercen su legítima labor sin garantías.

La misión reafirma que preservar la democracia, insistir en caminos de diálogo y asegurar los derechos humanos, deben guiar la solución de la crisis. Los golpes de estado y el uso arbitrario de la fuerza ya no tienen cabida en América Latina.

 

Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH)

Iniciativa de Copenhaguen para Centroamérica y México (CIFCA)

FIAN Internacional

Plataforma Interamericana de Derechos Humanos, Democracia y Desarrollo (PIDHDD)

Consultoría para los Derechos Humanos y el Desplazamiento (CODHES-Colombia)

Suedwind-Austria

Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (IDHUCA-El Salvador)

Asociación Pro Derechos Humanos de Perú (APRODEH)

Instituto de Estudios Políticos sobre América Latina y África (IEPALA-España)

Coordinadora Nacional de Derechos Humanos de Perú

Servicio Paz y Justicia (SERPAJ-Uruguay)

Red Biregional Enlazando Alternativas – Alianza Social Continental

Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL)

 

Información sobre la Misión Internacional de Derechos Humanos a Honduras

La misión internacional está conformada por 18 personas de las siguientes organizaciones y redes de derechos humanos: Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH), el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), Iniciativa de Copenhaguen para Centroamérica y México (CIFCA), FIAN Internacional, la Plataforma Interamericana de Derechos Humanos, Democracia y Desarrollo (PIDHDD), la Consultoría para los Derechos Humanos y el Desplazamiento (CODHES-Colombia), Suedwind-Austria, Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Centroamericana José Simeon Cañas (IDHUCA-El Salvador), Asociación Pro Derechos Humanos de Perú (APRODEH), el Instituto de Estudios Políticos sobre América Latina y África (IEPALA-España), Coordinadora Nacional de Derechos Humanos de Perú, Servicio Paz y Justicia (SERPAJ-Uruguay), Solidaridad Mundial (Bélgica), IBIS (Dinamarca), Red Birregional Enlazando Alternativas y Alianza Social Continental.

La visita inició el día de ayer 18 de julio y el grupo permanecerá en Honduras hasta el día 24 de julio. El objetivo de la misión es verificar la situación de derechos humanos en Honduras tras el golpe de estado que destituyó al presidente constitucional Manuel Zelaya e instauró un régimen de facto.

Durante esta semana las personas integrantes de la misión se reunirán con organizaciones de derechos humanos, movimientos sociales, autoridades, comunidad internacional y medios de comunicación. Adicionalmente se trasladarán a diversas zonas del país.

Las principales recomendaciones y conclusiones se darán a conocer al finalizar la visita, además la misión presentará un informe ante diversos organismos internacionales.